Cuitláhuac.- A siete meses de haberse fracturado la carretera que comunica de Cuitláhuac a Puente Chico, no se ha iniciado la reparación del camino dañado por las lluvias, habitantes piden se agilice la obra, ya que el presupuesto está aprobado.

A inicios de enero la empresa ‘Cali-ingeniería’ acudió a la zona afectada y ahí se anunció que a finales de ese mes se empezaría la reparación de más de 200 metros lineales de la carretera estatal que comunica a la cabecera con Puente Chico y otras cinco comunidades, la inversión anunciada en ese entonces, era por más de tres millones de pesos.

La empresa fue enviada por parte de la Secretaría de Infraestructura y Obra Pública (SIOP), quien pondría los recursos para estas obra, en la cual los habitantes llevan siete meses esperando la reparación.

La carretera es la única vía de comunicación para la cabecera municipal con las localidades, así como con Paso del Macho. Es el tránsito diario para cientos de estudiantes, distribuidores de tiendas, para acudir al médico, entre otras actividades.

Como medida preventiva se cerró un carril de la carretera, dejando pasar únicamente a un costado de manera provisional; con varas, piedras y cinta se aisló más de 100 metros de longitud para resguardar la zona donde se formó el cráter, ya que el río ha ido socavando el tramo.

Un camino alterno fue la solución momentánea que dieron autoridades municipales a habitantes de Puente Chico tras el colapso de la carretera principal.

En el proyecto contempla que la actual carretera será clausurada y se abrirá una nueva con un predio que donó el señor Gonzalo Peralta, quien es propietario del rancho que colinda con la carretera, quien accedió a dar más de 10 metros de ancho por más de 120 de largo, pero todo quedó en planeación.


Jazmín Suazo Solís

El Mundo de Córdoba