Fortín.- Miles de litros de combustible contaminaron más de 20 hectáreas de cultivos de caña y café del ejido Villa Unión, debido al derrame de una de las calderas que almacena el combustible de la unidad de distribución de Zapoapita.

El derrame de hidrocarburos atraviesa más de 10 kilómetros de cultivos que fueron invadidos por la corriente del arroyo que desemboca en aguas del río Blanco, según campesinos afectados los daños son incuantificables, pues se formaron lagunas en medio de los cañaverales que ocasionarán la pérdida de cosecha.

Según datos preliminares se estima que son cerca de 30 propietarios de terrenos que registran afectaciones severas a causa de la contingencia que se registró la tarde del martes, según pobladores, quienes percibieron un fuerte olor a gasolina sin saber de dónde provenía.

Al realizar una verificación por el campo, detectaron que el río que atraviesa a un costado de la planta de Pemex de Zapoapita, estaba contaminado con combustible que se expandió a caminos y cultivos.

Cirilo Hernández López, Comisariado Ejidal de Villa Unión, tras realizar una inspección de daños, exigió a personal de la paraestatal, una indemnización urgente y pidió la presencia de inspectores de la Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente, para la reparación del daño.

Debido a la dimensión del problema, otro de los afectados señaló que esperarán que autoridades federales arriben a la zona para verificación.


"Lo poco que teníamos lo perdimos, el derrame empezará a secar los plantíos y se acabará nuestro patrimonio, es necesaria la intervención de expertos en ecología para determinar los daños que dejará este

problema y Pemex pague lo que provocó". Cirilo Hernández López, representante de ejidatarios


HECHOS

II El derrame de hidrocarburos atraviesa más de 10 kilómetros de cultivos que fueron invadidos por la corriente del arroyo que desemboca en aguas del río Blanco.

II Cerca de 30 propietarios de terrenos registraron afectaciones severas a causa del derrame del combustible.


ANTONIO ARRAGÁN/EL MUNDO DE CÓRDOBA