Atoyac.- La próxima administración municipal tendrá que contar con un relleno sanitario para evitar gastos que van por arriba de los 230 mil pesos mensuales en pago de diesel y a la empresa Mareco S.A de C.V. por recibir las 30 toneladas de desechos diarios que genera el municipio, luego de que en el 2016 la Procuraduría Estatal de Protección al Medio Ambiente clausuró el tiradero a cielo abierto que tenían.

Para el actual Gobierno Municipal el tener que gastar dicha cantidad y resolver la problemática de la basura, es un tema en el que han buscado alternativas para no dejar la basura en las calles, aunado a las fallas mecánicas que sufren las unidades a raíz de la clausura del basurero.

El síndico municipal, Daniel Vivanco Clavel, indicó que las administraciones anteriores hicieron caso omiso a los llamados de la dependencia y se buscó la condonación del adeudo ante la Conagua.

La empresa Industria de Separación y Reciclaje Mareco S.A de C.V. colinda con La Tinaja y el municipio de Cuitláhuac; se realizan tres viajes diarios donde se recorren 33 kilómetros, por lo que los gastos en diésel son de 80 mil pesos al mes.

Ante esta situación, los empleados del departamento de Limpia Pública realizan horas extra para llevar los desechos a la incineradora de basura

Por lo que será la Semarnat, la Secretaría del Medio Ambiente y la Conagua quienes aprueben el terreno adecuado para usarlo como relleno sanitario, de lo contrario continuarán gastando para trasladar sus desechos hasta el municipio de Cuitláhuac.


Imelda Melchor

El Mundo de Córdoba