Ciudad de México .- El representante legal de Infraiber, Paulo Diez Gargari, adelantó a Grupo REFORMA que presentará otras denuncias ante la PGR pues se trata, insistió, de una conspiración de estado cuyo objetivo es proteger a OHL y a todas las personas que tienen relación con la misma dentro y fuera del Gobierno federal y del Estado de México.

El litigante pidió que el Procurador General de la República, Raúl Cervantes, se excuse de conocer del caso, pues fue su propio despacho, antes de que fuera designado en ese cargo, el que asesoró al Edomex para emitir el decreto por medio del cual se retiró el contrato en mayo del año pasado.

"El Procurador tiene un reto muy importante, la sociedad espera ver una Procuraduría que se autónoma y eso es lo que esperamos todos los ciudadanos. Puede ser considerada una auténtica conspiración de Estado que fue instruida, ordenada y consentida por el propio Presidente.

"Es un tema muy grave; espero yo que (a esta denuncia) se le dé una atención eficiente y sobre todo imparcial; hay pruebas muy claras y evidentes y me parece que es obligación de la procuraduría investigar esto", comentó en entrevista.

Reforma