La entrega de tinacos a comunidades de Miguel Aguilar y Agrícola Francisco I. Madero, no resuelve el problema de la carencia de agua, coincidieron agentes municipales y vecinos.

Con la implantación de tubería donde destinaron 30 millones de pesos para el servicio de agua hace cuatro años, siguen a la espera de que el Ayuntamiento garantice el suministro del líquido.

Son once comunidades las que no cuentan con el servicio de agua potable: San Rafael Calería, El Porvenir, San Aparicio, Francisco I. Madero, Miguel Aguilar, Berlín, Rancho Herrera, Cruz de los Naranjos, Cañada, Gutiérrez Barrios y San Antonio de Padua, lo que ha generado roces y hasta golpes entre vecinos al tratar de acaparar con más cubetas el líquido que llega en pipas.

Ayer, el alcalde Tomás Ríos Bernal entregó 207 tinacos en la comunidad de Miguel Aguilar y la Agrícola Francisco I. Madero.

Vicente Nava Pacheco agente municipal de la comunidad Miguel Aguilar enfatizó: “Seguimos retomando el asunto, porque son 30 millones que se tiraron en tubería y tanques; esto quedó retenido”.

Para el agente municipal de la Francisco I. Madero, Mario Fernández Nava, otro asunto sin resolver es la falta de pavimentación de las calles solicitada desde hace tres años.


Alex Aguilar

El Mundo de Córdoba