Córdoba. Por lo menos 25 casos de maltrato hacia personas de la tercera edad han sido atendidos en lo que va del año por la coordinación de atención al adulto mayor del DIF municipal de Córdoba.

Guadalupe Tress Aíza, titular del área, informó que en todos los casos ha intervenido el departamento jurídico de la institución y agregó que en uno de ellos el abuelito fue trasladado a un albergue para su atención.

"Ahorita en el mes vamos atendiendo alrededor de 4 casos. Llámese maltrato aquellos actos de desatención o también llamado omisión de cuidado".

Por fortuna, comentó la entrevistada, ninguno de estos casos está relacionado con golpes que hayan recibido los abuelitos.

"Las leyes que protegen a los adultos mayores establecen que los hijos están en la obligación de atenderlos, de cuidarlos en todos los aspectos tanto médicos como afectivos".

En el caso de los indigentes cuando están en situación de abandono son canalizados a un asilo.

"Con la apertura de la estancia Nuestras Raíces los abuelitos pueden salir y distraerse o pasar un rato agradable. La responsabilidad de ellos en todo momento es para el familiar".

Al conmemorarse ayer el Día Mundial de Conciencia del Abuso y Maltrato en la Vejez, la entrevistada pidió a los ciudadanos poner especial atención de estas personas.

"Como DIF no podemos quedar como responsables de ellos. A lo mejor hacemos la canalización pero no podemos quedar a su cuidado, la obligación es de los familiares, en este caso los hijos".

Las denuncias de maltrato son enviadas generalmente por vecinos, sólo en uno de los 25 casos atendidos una señora envió un escrito para decir que ya no quería estar en su casa.

Generalmente, afirmó Tress Aíza, el DIF llega a un acuerdo con los familiares y mejora el trato hacia ellos.

Noé Carrillo M./El Mundo de Córdoba

Foto. "El DIF está para apoyarles y por ello invitamos a los abuelitos que no se callen". Guadalupe Tress Aíza, Coordinadora del Adulto Mayor, DIF