Para que el País cambie no es necesario elegir a un nuevo Presidente, sino impulsar una transformación desde la individualidad, considera Rubén Albarrán, vocalista de Café Tacvba y Hoppo!

"Tengo 51 años y la democracia no existe. Me pueden decir que respete a las instituciones, pero ninguno de los candidatos está hablando cosas importantes", advirtió el músico.

El terremoto de septiembre demostró la unidad ciudadana y, de cara a las elecciones presidenciales, Albarrán pide que la movilización siga en marcha.

"Vino el sismo, nos pusimos en acción y tenemos que seguir en acción para eso y para muchas otras cosas más. Tenemos que hacernos conscientes, hacernos cargo de nosotros mismos.

"Nosotros seguimos dispuestos a apoyar a los damnificados por el sismo, porque va pasando el tiempo y las personas nos olvidamos de la gente que fue afectada", señaló.

En su momento, el cantautor intercambió autógrafos por víveres y, como parte del festival Amplifica ha llevado ayuda a Guerrero.

La necesidad de transformar la realidad es un tema que ha inspirado sus canciones en el grupo Hoppo!, que formó en 2010 con músicos chilenos.

Albarrán formó la banda con Carlos Icaza (batería), Rodrigo "Chino" Aros (flauta y sítara), Giancarlo Baldevenito (bajo) y Juan Pablo "Muñeco" Villanueva, mientras Café Tacvba tomaba un descanso.

"La idea de unirnos fue para sanar nuestra relación con la música. No fue formado con la intención de firmar con una compañía discográfica, sino de tener libertad para componer", subrayó.

Con el grupo, que combina ritmos de música folclórica latina con rock, Albarrán busca dar un mensaje sobre cambiar el entorno y respetar a los seres vivos.

"'Después', por ejemplo, es una canción bellísima. Es un llamado a vivir el aquí y ahora de manera responsable".

Agencia Reforma