Ciudad de México.- La influenza estacional A H3N2, considerada como una de las cepas menos virulentas, predominará de forma agresiva durante la temporada 2017-2018 debido a una variación genética, advirtió ayer José Arturo Martínez, especialista del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER).

De no tomar previsiones, dijo el encargado del diagnóstico de influenza del INER, podría ocurrir un brote de la enfermedad como sucedió en Australia, donde se reportaron más de 2 mil muertes, o en Estados Unidos que registra un repunte de casos.

"Este año, la A H3N2 parecer ser más virulenta, se transmite más fácil y afecta la vía inferior, el pulmón", subrayó Martínez en conferencia de prensa.

"Normalmente no hay defunciones por influenza A H3N2; ahorita el comportamiento que ha tenido en Estados Unidos, en México que empezó, y en Australia, es que hubo defunciones por esta cepa".

De acuerdo con cifras de la Secretaría de Salud, al corte de 2 de diciembre se han registrado en el país un total de 153 casos de influenza, de los cuales 114 son del tipo A H3N2, así como un deceso por esta cepa. Martínez indicó que hay dos muertes en los que se sospecha que la causa fue por este virus.

"Lo que ahora sí vemos, por ejemplo en el INER y en la medicina privada, es que hace cinco años el H3N2 era pura gripa, mocos y ya. Ahora, con el paso de los años, tenemos uno hospitalizado en el INER; uno en el Ángeles, está con neumonía grave", explicó.

"Parece ser que estos cambios antigénicos están haciendo que la H3 le guste más el pulmón, que la vía superior".

Martínez añadió que con la modificación genética de esta cepa, más pacientes mayores de 60 años se están viendo afectados, lo cual no había sucedido.

El especialista estimó que, por el cambio climático, la mayoría de casos y defunciones por influenza sucedan en enero, febrero y marzo de 2018.

En tanto, José Luis Sandoval, subdirector de diagnóstico del INER, expuso que para evitar casos graves por influenza es necesario que la población se vacune a tiempo y retome las medidas de prevención.

Señaló que la vacuna contra la influenza que aplica el sector público protege contra la H3N2 pero sólo abarca a la tercera parte de la población.