Con capacitaciones de trato ciudadano, recepción de documentos y gestión de calidad, los trabajadores del módulo de atención ciudadana del Distrito 16 Electoral del Instituto Nacional Electoral (INE) se preparan para las auditorías sorpresas que recibirán para alcanzar la Certificación Nacional de Calidad con la norma ISO 9001-2015.

Esta capacitación es aleatoria a nivel nacional, en mil módulos, que recibirán auditorías sorpresas por tres años; el objetivo, según el vocal del Registro Federal de Electores del Distrito 16, Pablo Krauss López, es que todos los módulos den un servicio de calidad para alcanzar en conjunto la certificación.

“Lo que estamos pretendiendo es homogeneizar la atención en todo el país, de tal manera que el ciudadano no note diferencia en la atención entre un módulo y otro, que haya la misma atención, trato y requisitos en uno y otro; estamos buscando lograr la certificación”, dijo.

En cada distrito hay personal que previamente se capacitó para ser auditor interno y realizar revisiones y supervisiones en otros módulos; en el Distrito 16 federal son Pablo Krauss y Rita Ramírez, quienes viajarán a otros distritos a auditar para detectar fortalezas y debilidades con las que trabajarán en los próximos tres años para que una empresa certificadora, ajena al INE, llegue al tercer año a realizar la auditoría.

“Buscamos que los compañeros de los módulos detecten las dudas que tienen en los procesos...”, expresó el funcionario.


VALENTINA MONTALVO

EL MUNDO DE CÓRDOBA