Coatzacoalcos.- Elementos de la Fuerza Civil retuvieron al senador del Partido Acción Nacional (PAN), Fernando Yunes Márquez, a las afueras del municipio presuntamente al negarse a cumplir con una revisión de rutina, además de que se le señaló de presuntamente incurrir en delitos electorales, aunque no se especificaron cuáles. Luego de casi ocho horas y de haber sido trasladado a la PRG, quedó en libertad.

A las 12 del día en la carretera Transísmica, luego de que el legislador regresara de acompañar en Minatitlán al candidato a la diputación local por la alianza PAN-PRD, Javier Soberano Torres, se dio la retención.

“Supuestamente soy sospechoso, me dicen que se tienen que meter a revisar el vehículo. Ya me identifiqué, pero me dicen que no importa que haya fuero constitucional”, expresó.

Yunes Márquez se opuso a la revisión de su vehículo bajo el argumento de que violaban sus derechos humanos. Se rumoró que traía una mochila que no quería mostrar.


Va en grúa

Debido al rechazo y en medio del tumulto de curiosos y de policías, a bordo de una grúa, elementos de la SSP trasladaron al senador a las instalaciones del Ministerio Público, en la colonia Palma Sola, tras anunciarle que su unidad quedaría detenida al negarse a la revisión.

Luego de tres horas y tras un forcejeo con elementos de la Fuerza Civil para bajarlo de su camioneta, el legislador debía declarar ante la Fiscalía General del Estado (FGE), aunque se desconoció el delito del que se le acusaba.

En cuestión de minutos, Yunes Márquez fue puesto a disposición de la PGR. Aunque dijo desconocer el motivo, ingresó a las instalaciones acompañado por el mismo funcionario de la Fiscalía Especializada Para la Atención de Delitos Electorales (Fepade).

Después de toda la movilización, el legislador quedó en libertad luego de permanecer durante varias horas a disposición de la PGR.

El legislador del Partido Acción Nacional (PAN) abandonó la subdelegación de la PGR en medio de un fuerte dispositivo de seguridad por parte de la Policía Federal.


Agencias