Fortín.- Un hombre de 73 años murió la tarde de ayer de un paro cardiaco después de que sufriera un ataque de convulsiones en un campo de Puente Blanco después del medio día. La víctima fue auxiliada por socorristas de Protección Civil, pero sólo pudieron confirmar su deceso.

Los hechos fueron alrededor de las 13:00 horas. Reginaldo Morales Aguilar, vecino de la congregación, había salido de su domicilio a comprar a una tienda, sin embargo, al regresar, cuentan los vecinos que empezó a sentirse mal, le faltó el aire y vinieron las convulsiones.


‘Lo levantamos’

“Cayó al suelo. Lo levantamos para llevarlo al pasto y pedimos ayuda, pero cuando llegaron a ayudar sólo confirmaron su muerte”, cuenta una vecina que brindó apoyo a Reginaldo en sus últimos minutos de vida.

Los elementos de Protección Civil acordonaron la zona junto con los oficiales de la Policía Estatal, los cuales además tomaron datos y alertaron al personal de la Fiscalía General del Estado (FGE).

Una perito junto con el fiscal de la zona realizaron las diligencias de campo, sacaron las pertenencias de la víctima y se las entregaron a su hermano, quien ya se había enterado de lo sucedido y acudió al lugar donde fueron los hechos. “Su esposa está ciega y él la ayudaba con sus medicinas y ahora se quedó sola”, relató otra de las testigos del deceso.

El cuerpo de Reginaldo fue trasladado a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo), en Córdoba, para después ser entregado a sus familiares.


ERIK CRUZ/EL MUNDO DE CÓRDOBA